marzo 20, 2015 | By: Acuarelagris♡

Fanfic: En su sombra

              

                           7. El desgaste.


Por: Tom
Cuando desperté esa mañana, solo tenía mi boxer y la  cama estaba vacía del otro lado, me incorpore y  miré a mi a rededor y Arumi no estaba por ningún lado. Sentía que mi  cabeza estaba a nada de explotar.
Me levanté de la cama y camine hasta el baño Arumi no estaba.  Así que salí de la habitación y camine hasta la sala, Arumi estaba acostada en el sofá más grande con Shaid.
—Buenos días—Arumi me miró
—¿Días?—miró al reloj—Noches diría yo
—¿Podemos hablar?
—No sé se que hablaríamos
—Por supuesto que lo sabes—ella se incorporó con Shaid en sus brazos y lo acomodo de lado se nieve de un modo que él quedó sentado a lado de nieve
—Si lo sé, pero no sé si me importe tanto como tú piensas que me importa
—¿Que?—la miré por algunos segundos y lucía cansada—No finjas que no te importa, porque eso es mentira y no te sale para nada cariño
—Tom ya basta, no quiero escucharte porque ya se que es lo que sigue.  Dirás que eres un imbécil y que me amas y entonces yo diré que te amo y te abrazaré y...—comenzó a llorar—Tom ya... no quiero volver a empezar con la misma historia—suspiro—Te amo
Miro a Shaid y luego a mi.
—Ire a dormir
—Deja conmigo a Shaid
—Como quieras
Se agacho a la altura de Shaid y le dio un beso en la frente.
—Ire a dormir bebé—el sonrió y acarició su rostro—te amo corazón
Subió las escaleras y Shaid y nieve la observaron y luego me miraron a mí. Shaid sonrió y me observó con sus ojos grandes.
—Papi, papi—murmuro
Ahora yo me senté y lo abrecé muy fuerte. Aunque había dormido todo el día y la tarde no tenía hambre y eso era solo porque quería estar con Arumi. Aunque de sobra sabía que el único culpable era yo por ser tan imbécil.  Más tarde después de comer sin ánimos subí las escaleras con Shaid en mis brazos.
La luz de la habitación estaba apagada y solo prendí  la lámpara para cambiar el pañal de Shaid y ponerle su pijama, no quería despertar a Arumi así que hice el menor ruido posible y después de adormecer a Shaid me acoste a lado de Arumi mirando el techó y preguntandome que estaba pasando.
No podía conciliar el sueño pero no podía bajar a la sala y beber como lo hice la noche anterior, sentí a Arumi moverse a mi lado y la observé mientras ella se acomodaba.
—Arumi—susurre y me acerque a ella—Arumi
Pero ella apenas se movió y se hizo espació entre mis brazos yo Sonríe y me acomode de manera que quedamos de lado y rodeaba su cintura con mis manos. Bese su cabello y cerre mis ojos.
---
Pasaron varios días más y Arumi seguía sin hablarme,  no buscaba la forma de decirle todo lo que quería decir y estaba apunto de volverme loco su ley de hielo se había prolongado más de lo que había predicho, y sentía que algo en mi se desgarraba un poquito más.  Y aún no podía creer y menos soportar  que después de haber organizado nuestras primeras vacaciones en familia todo se estuviera llendo a la mierda. Esa tarde miré por un largo y pausado tiempo los boletos de avión, habíamos discutido tanto el destino y después de tanto cambiar de lugar, habiamos quedado de visitar Irlanda que según Arumi era un lugar precioso la fecha del vuelo me saludaba justo abajó del lugar de origen y destinó, decía en letras negras: 10 de Diciembre y la hora estaba aún lado de la fecha: 5:00am. Miré el calendario de mi teléfono celular y el vuelo era para dentro de tres días, tenía que encontrar una forma de mencionarle a Arumi lo de nuestras vacaciones.  Cerre mis ojos y permanecí pensando en lo imbécil que era y me lamente, en mis adentros.
—Hola—fue lo único que pude murmurar, cuando Arumi salió del cuarto de baño
—Hola—miró a verme mientras secaba su cabello que lucía desordenado
—Yo, bueno, yo quería...—Arumi me prestó más atención
—Tom—su voz se escuchaba suave y calmada Shaid me sonreía desde su cuna—Los boletos de avión son para dentro de tres días—suspiro—Lo sé
Se sentó haciendo que su peso hundiera un poco la cama.  Mire atentamente las sábanas de la cama y se escapó un leve suspiro de mi boca.
—Es que estaba pensando que sería buena idea regalarlos o cancelarlos
—Pensé que querías hacer ese viaje
—A decir verdad yo aún lo quiero hacer pero no estoy seguro que tú lo quieras hacer
—¿Porque piensas eso?
—Creo que tu silenció lo dice todo
Arumi puso los ojos en blanco y camino hacía la cuna de Shaid, lo abrazo y regresó a la cama, estuvo callada por un largo rato que se prolongó más de lo que yo hubiera querido.
—¿Crees que sirva de algo?  Es decir que te pasas celandome hasta con tú sombra y la verdad es que no creo que pueda seguir viviendo de esta forma
—¿Que quieres decir? 
—Que ya no se si sea buena idea seguir así y aunque de verdad trato de...—Volvió a sumirse en sus pensamientos, torturandome cada vez un poco más—Una vez me dijiste que dejara de asentir y complacerte en todo porque iba a ser tu esposa no tu hija o un emplado, querías que dejara de ser complaciente y de repente ahora te comportas de esta forma—permanecí callada apunto del llanto
—Arumi—la miré contemplando cada poro perfecto de su rostro
—Yo ya no sé que pensar
—Porfavor... —Arumi me miro y trató de sonreír logrando formar esa hermosa curva que tanto amaba se, sentó y yo me arrodille delante de ella apoyando mis manos en sus piernas—Necesitó que tú me pererdones ya no puedo estar así contigo sin estarlo
—Tom es solo que...—volvió a suspirar y sonrió, acaricio mi mejilla y ahora suspire yo
—Solo dime que me amas—ella inclinó un poco su cabeza y beso mi mejilla
—Te amo
Y volví a sentirme completó.

1 Estrellas:

jennifer dijo...

Lo bueno es que se han reconciliadoo.

Siguelaa :)

Publicar un comentario